Sobre una Bruja de Luz: Fernanda Peñarrieta

Bruja de Luz

 

Te regalo un cuento de Brujas…
Bruja pilr

QUIÉN SOY Y PORQUÉ HAGO LO QUE HAGO?

     Hija de María Julia y José Bernardo nací un 30 de octubre de 1979 en Tucumán, Argentina. Desde los 7 años viví en Tarija, Bolivia, una pequeña ciudad rodeada de montañas y ríos, llena de una magia singular que me permitiría desarrollar una relación real con la tierra y el espíritu de la naturaleza, así como también con la Fe, la imaginación creativa  y la creencia en una energía superior que nos guía.

     Desde pequeña empecé a conectarme con mis poderes y realizaba rituales intuitivamente, leía las cartas españolas y el cigarro a mis amigas, quienes fueron mis primeros experimentos desde los 13 años.  Desarrollé esa pasión en mi vida junto con la danza, arte mediante el cual sería iniciada más tarde en los misterios de la kundalini.

     A los 17 años me mudé a Cochabamba, una ciudad intermedia en Bolivia, para estudiar Sociología y Filosofía. Allí vivencié concretamente el espíritu de la Pachamama. Aprendí los rituales a la tierra y de los ciclos y fui iniciada en ellos. Allí también encontré a mi primera Tribu, mi familia cósmica, con quienes experimentamos la apertura de nuestros sentidos a la multidimensionalidad de la energía y el amor como la fuente más grande de poder que mueve al Universo. Allí empezaría a sentir la importancia del caminar en manada, respetando el destino de cada quien.

     Mi camino en estas Artes Mágicas empezó ahí mismo a los 22 años, cuando practicaba danza contemporánea y por los movimientos concretos de nuestra técnica empecé a sentir la energía de la kundalini en mi propio cuerpo, la multidimensionalidad de la energía también habita en mi cuerpo físico! Este descubrimiento me llevó a una consulta astrológica con mi primera mentora Sandra Iglesias. A las dos semanas de haber recibido esa bendita información de quién soy y para qué he venido, empecé yo a interpretar cartas natales a conocid@s y amig@s a quienes agradezco profundamente haberme permitido experimentar en ell@s. Inmediatamente empecé a recordar el conocimiento que llevaba dentro mío y a ponerlo al servicio de la consciencia de otros. Allí también estudié Tarot con María La Placa y sin querer queriendo, empecé a hacer una carrera muy diferente a la que había estudiado.

     En mi vida algo muy importante fue el encuentro con las Constelaciones Familiares, de la mano de mi terapeuta y profesora- iniciadora Carmen Romero Auad. Constelé todas mis generaciones y empecé a sentir la empatía con todos mis ancestros, el amor profundo inconsciente que hace que repitamos historias que ellos han preferido olvidar. De esa manera descubrí secretos en mi familia, secretos que al revelarse empezaron a sanarnos a todos y a ordenar a cada uno en su lugar. Luego estudié esta medicina y es parte de los métodos que nutren mi trabajo actualmente.

     Fue en la ciudad de La Paz, mística y telúrica ciudad de Bolivia donde los ancestros aún están presentes en los cerros, -los Apus- que miran pasar nuestras vidas y repetir los ciclos, donde recibí la poderosa medicina de los Círculos de Mujeres, entregada por otra hermosa brujer, Samai. En esa ciudad donde radiqué cuatro años, me llené de fuerza para tomar mis poderes y dedicarme plenamente a mi trabajo en la sanación femenina, realizando Cursos, talleres, iniciaciones y consultas individuales de Astroterapia, Tarot Terapéutico, Constelaciones Familiares, Registros Akáshicos, Sanación con Cristales y Sanación Pránica.  Allí realizamos a manera experimental los Círculos de Brujas con excelente convocatoria y potentes resultados.

     Del 2015 al 2017 viví en Amberes, Bélgica, donde vivencié la dimensión de trabajar mediante redes. Por un lado la gran red de información e intercambio que representa el internet, trabajando desde mi casa, con mi pasión y dones y en mi idioma, concretando así la Escuela de Brujas de Luz que actualmente cumple 3 años. En el ciberespacio también compartí mucha información que fui recibiendo intuitivamente mediante mi trabajo como es el ritual para despedir a los niños no nacidos: “Dejar partir, parir luz”. El internet me permitió también tejer redes humanas super enriquecedoras y empecé a viajar llevando talleres que realizaba de manera siempre creativa y experimental: Las “Constelaciones de la Útera”, las  “Constelaciones del Corazón” y la capacitación para sostener el ritual “Dejar Partir, parir luz” me permitieron conocer hermosas mujeres y hombre de España, Argentina, Bolivia, Chile y Uruguay.

 

Fue luego de una visita a Uruguay para realizar un taller, que se alineó mi destino. Me enamoré del país y de la posibilidad de co- crear una comunidad permacultural en la que enraizar y gestar. A los 21 días de llegada, concebí a mi hijo Cosmos Luán, quien alineó mi camino, me hizo moverme desde lo más profundo para que limpia y liberada él pudiera nacer con las propuestas de la Nueva Era. Hoy vivo con mis hermanos Churrinches, experimentando la permacultura y la vida comunitaria en Piriápolis, Uruguay, gozando de la vida tranquila y en constante entrega e intercambio con la madre tierra. Continúo dando talleres presenciales y online con la ayuda de la comunidad de Brujas de Luz, quienes ya de apoco se apropian de la propuesta y la llevan a su forma y manera  nuestro mensaje.

IMG_20180420_205801_801

Estoy también iniciando un nuevo proyecto “Madres de Luz” para compartir con las mujeres la experiencia de mi gestación intuitivísima y parto natural en casa, honrando el cuerpo y energía de la placenta. Continuo compartiendo mis descubrimientos mediante mis vías de comunicación:

Canal de youtube

Canal de podcast

Blog

Canal de meditaciones

 

Anuncios

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: